jueves, 25 de diciembre de 2008

Grabado en piedra



Cuenta una historia que dos amigos iban caminando por el desierto.

En algún punto del viaje comenzaron a discutir, y un amigo le dio una bofetada al otro. Lastimado, pero sin decir nada, escribió en la arena:

MI MEJOR AMIGO ME DIO HOY UNA BOFETADA.

Siguieron caminando hasta que encontraron un oasis, donde decidieron bañarse. El amigo que había sido abofeteado comenzó a ahogarse, pero su amigo lo salvó. Después de recuperarse, escribió en una piedra:

MI MEJOR AMIGO HOY SALVO MI VIDA.

El amigo que había abofeteado y salvado a su mejor amigo preguntó:

- Cuando te lastimé escribiste en la arena y ahora lo haces en una piedra. ¿Porqué?

El otro amigo le respondió:

- Cuando alguien nos lastima debemos escribirlo en la arena donde los vientos del perdón puedan borrarlo.

Pero cuando alguien hace algo bueno por nosotros, debemos grabarlo en piedra donde ningún viento pueda borrarlo.

APRENDE A ESCRIBIR TUS HERIDAS EN LA ARENA Y GRABAR EN PIEDRA TUS VENTURAS.

Dicen que toma un minuto encontrar a una persona especial, una hora para apreciarla, un día para amarla, pero una vida entera para olvidarla.


Por qué es que ahora me pregunto?
por mi vida y mi destino,
por qué ceso ahora y comienzo,
a plantearme el gran camino.
Mi vida se divide ahora,en amores,
y dolores,que cruzan a su paso mi mente,
concienciándome del lamento,
con la fugacidad del recuerdo,
de una vida que nunca existió.
.


Existen personas en nuestras vidas que nos hacen felices por la simple casualidad de haberse cruzado en nuestro camino. Algunas recorren el camino a nuestro lado, viendo muchas lunas pasar, mas otras apenas vemos entre un paso y otro. A todas las llamamos amigos y hay muchas clases de ellos. Tal vez cada hoja de un árbol caracteriza uno de nuestros amigos.

El primero que nace del brote es nuestro amigo papá y nuestra amiga mamá nos muestra lo que es la vida. Después vienen los amigos hermanos, con quienes dividimos nuestro espacio para que puedan florecer como nosotros. Pasamos a conocer a toda la familia de hojas a quienes respetamos y deseamos el bien.

Mas el destino nos presenta a otros amigos, los cuales no sabíamos que irían a cruzarse en nuestro camino. A muchos de ellos los denominamos amigos del alma, de corazón. Son sinceros, son verdaderos. Saben cuando no estamos bien, saben lo que nos hace feliz. Y a veces uno de esos amigos del alma estalla en nuestro corazón y entonces es llamado un amigo enamorado. Ese da brillo a nuestros ojos, música a nuestros labios, saltos a nuestros pies.

Mas también hay de aquellos amigos por un tiempo, tal vez unas vacaciones o unos días o unas horas. Ellos acostumbran a colocar muchas sonrisas en nuestro rostro, durante el tiempo que estamos cerca.

Hablando de cerca, no podemos olvidar a amigos distantes, aquellos que están en la punta de las ramas y que cuando el viento sopla siempre aparecen entre una hoja y otra.

El tiempo pasa, el verano se va, el otoño se aproxima y perdemos algunas de nuestras hojas, algunas nacen en otro verano y otras permanecen por muchas estaciones.

Pero lo que nos deja mas felices es que las que cayeron continúan cerca, alimentando nuestra raíz con alegría. Son recuerdos de momentos maravillosos de cuando se cruzaron en nuestro camino.


Te deseo, hoja de mi árbol, paz, amor, salud, suerte y prosperidad. Hoy y siempre…Simplemente porque cada persona que pasa en nuestra vida es única. Siempre deja un poco de si y se lleva un poco de nosotros.

Habrá los que se llevaran mucho, pero no habrá de los que no nos dejaran nada.

Esta es la mayor responsabilidad de nuestra vida y la prueba evidente de que dos almas no se encuentran por casualidad.

.

Lo que no tiene solucion



El ser humano vive en constante búsqueda, su interior es insaciable, siempre está añorando aquello que no tiene, indagando salidas y soluciones, dependiendo de ello su felicidad y aún sus reacciones.

Es más fácil pensar en lo que no tenemos o en lo que nos hace falta, así sea poco.
Centramos la atención en los vacíos y en las carencias, convirtiéndolos en indispensables para sentirnos realizados, dejando todo lo demás que poseemos a un lado.

Muchas veces, en esa búsqueda angustiosa, dejamos escapar lo valioso que ya teníamos, porque se nos va la vida, buscando quizás una solución que no existe, queriendo encontrar algo que tal vez no está, ó
esperando lo que posiblemente nunca vendrá.

Y nos echamos a morir…..¡estando vivos!

Se nos van los mejores años y nos perdemos de mil cosas por no valorar y cuidar lo precioso que poseíamos, tan sólo porque fijamos toda nuestra atención en aquello que carecíamos.

Es bueno tener sueños, y mejor aún luchar por ellos; pero no podemos desgastarnos y olvidarnos de lo que poseemos, hay que aprender a ser feliz con lo grande y con lo lo pequeño, con lo que tenemos y con lo que
no.

Si las cosas tienen solución, no hay porque angustiarse y perder la paz. Trabajemos con ahínco pero sin perder la calma ni la serenidad. Pero si aquello no tiene otra salida o no se puede solucionar; tampoco hemos de echar todo por la borda y renunciar a nuestra felicidad; hay todavía mucho por hacer y por soñar. construyamos nuevas ilusiones, busquemos nuestra realización personal.


Hay que aprender a aceptar que tenemos limitaciones y no convertirlas en bloqueos mentales y frustraciones; todos los seres en el mundo tienen cosas que pueden y no pueden hacer o tener, Dios a todos sus hijos les ha colmado de muchas bendiciones; hay simplemente que reconocerlas
y cultivarlas; para así no vivir alimentando vacíos,traumas,amarguras y decepciones.


Hay muchas cosas que quizás añoramos y no podemos tener, un amor prohibido, un hijo que no ha nacido, algo de dinero o posición, algún objeto, un trabajo ….No pensemos que se nos ha negado, simplemente debemos entender y aceptar que así suele suceder aunque no lo comprendamos y al saberlo nos hagamos daño.

Si eso que nos hace falta, nos impide ser felices, pensemos en todo lo grande y en todo lo bello que poseemos y en lo que sentiríamos si de repente por centrar la atención en las carencias y limitaciones, lo
perdemos.

Hay muchos, que desearían tener una mínima parte de lo que nosotros tenemos, valorémoslo y disfrutémoslo, demos gracias a Dios, y ¡superémoslo! ¡Claro que podemos!

Sigamos viviendo y gozando, no dejemos de soñar nunca y quizás cuando menos lo pensemos eso que anhelamos tanto nos llegará.

Si las cosas tienen solución, no nos angustiemos, en paz, con calma y con serenidad busquémosla. Y si no tienen, ¿por qué nos hemos de inquietar? La vida sigue, y hay que continuar…. ¡debemos continuar!

.


Si no aprendes a confiar en los demás, difícilmente lograrás que ellos confíen en ti.

.


¡Qué poco cuesta construir castillos en el aire y qué cara es su destrucción!

.

Entradas populares

EditingMySpace.com - Butterflies
No existe amor en paz. Siempre viene acompañado de agonías, éxtasis, alegrías intensas y tristezas profundas. Paulo Coelho

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

-

-

.

.
Las personas cambian cuando se dan cuenta del potencial que tienen para cambiar las cosas. Paulo Coelho